Cartagena de Indias, la encantadora

Fue amor a primera vista, llegué a Cartagena una mañana de mayo hace ya varios años, sin más expectativas que disfrutar unos días de playa.